Archive for Desembre, 2022


Desde el PAPPS de semFYC os deseamos una felices y saludables fiestas. 

Paco Camarelles. Presidente del Organismo de Coordinación del PAPPS


Recomendaciones sobre el estilo de vida. Actualización PAPPS 2022

 

Os presentamos las nuevas las


Se recomienda evaluar los diferentes riesgos para la salud presentes en un individuo en un momento determinado, su disposición a cambiar una conducta, el apoyo social y el acceso a recursos de su comunidad. A partir de esta valoración, el profesional sanitario debe intervenir fomentando la motivación y la autoeficacia percibida del individuo. Se recomienda un asesoramiento personalizado, priorizando la conducta a cambiar según el riesgo, pero también según la disposición al cambio de la persona. Se deben establecer metas factibles y evaluables a corto y medio plazo, en una toma de decisiones compartida. Finalmente, es necesario asegurar visitas de seguimiento regulares con feedback sobre el cambio de conducta al menos durante un año, con planes por si recae («qué hará si. . .»), búsqueda del apoyo social necesario y ayuda para establecer nuevas rutinas diarias acordes con la nueva conducta saludable.

Grupo educación sanitaria y promoción de la salud del PAPPS de semFYC.

VAPEO MITOS Y REALIDADES


El Grupo Abordaje al Tabaquismo GAT de semFYC y el PAPPS, han publicado recientemente el documento


La industria del tabaco, con grandes intereses en los cigarrillos electrónicos para mantener la cuenta de resultados, usa las mismas tácticas que se utilizaban con el cigarrillo tradicional: publicidad en menores, oposición a las regulaciones y manipulación científica. Y una de ellas es el fomento del concepto “‘reducción de daños en tabaco’”, que promueven algunas organizaciones de perfil sanitario. Es curiosa y lamentable la apropiación y manipulación de un concepto de salud pública, que no se puede permitir que usen.

Otro de los temas controvertidos de los cigarrillos electrónicos es su utilidad para ayudar a dejar de fumar. La reciente revisión Cochrane sobre el tema (Can electronic cigarettes help people stop smoking, and do they have any unwanted effects when used for this purpose?), concluye que existe evidencia alta de que los cigarrillos electrónicos CE con nicotina aumentan las tasas de abandono en comparación con la terapia sustitutiva con nicotina, y hay evidencia de certeza moderada de que aumentan las tasas de abandono en comparación con los CE sin nicotina. Nada mejor que leer el análisis sobre evidencias y conflictos de interés de la anterior revisión que hicieron Cesar Minue y Rodrigo Córdoba para SEDET: Descifrando La Revisión Cochrane Sobre Cigarrillos Electrónicos. Realmente no tiene mucho sentido comparar productos de uso terapéutico como los parches de nicotina con un producto recreativo – sin licencia como producto terapéutico – como los e-cigs.

Tampoco hay que olvidar que proteger a los jóvenes del cigarrillo electrónico es una obligación de nuestras autoridades sanitarias (La nueva epidemia tabáquica que está a punto de llegar a España). El poder adictivo de los cigarrillos electrónicos con nicotina, ha creado una epidemia de consumo en jóvenes en USA, que se está resolviendo en los tribunales con demandas multimillonarias.  Solo mediante una regulación estricta de estos nuevos productos podremos conseguir evitar sus efectos perjudiciales para la salud, tema que se esta debatiendo actualmente a nivel europeo: Novel Tobacco Products and their effects on health

Paco Camarelles

¿Podrán los nuevos fármacos frenar la epidemia mundial de la obesidad y el sobrepeso?

 

Como ya comentamos en otra entrada del blog, la obesidad es un factor de riesgo importante para las enfermedades no transmisibles, y se asocia con una disminución de la esperanza de vida de, aproximadamente, 5 a 20 años perdidos (según la gravedad de la afección y los trastornos comórbidos). Ver



Poner de manifiesto aspectos éticos (principios y valores) para fomentar la deliberación ética entre los médicos sobre los nuevos fármacos, es el propósito de la reciente editorial de la revista Atención Primaria


Reducir la carga sanitaria de la obesidad requiere enfoques que combinen intervenciones individuales con cambios en el medio ambiente y la sociedad. Sabemos que los cambios en el sistema alimentario mundial, junto con el aumento de la inactividad física y el sedentarismo, parecen ser los principales impulsores de la pandemia de obesidad, y que el mayor desafío consiste en traducir nuestro conocimiento en acciones efectivas; tales acciones podrían incluir desde cambios de políticas de Salud Pública que promuevan la alimentación saludable en las escuelas, protejan a los niños del marketing alimentario dañino, fomenten la actividad física, garanticen un buen sistema de etiquetado alimentario, estimulen una reformulación de la composición de los alimentos, hasta cambios en las políticas fiscales para promover una alimentación saludable que incentive la elección individual de alimentos con contenido reducido de grasa, azúcar y sal (STOP Project).

La conclusión principal de la editorial es que puede que se vislumbren soluciones individuales en la consulta para tratar la obesidad, solo nos faltan políticos valientes que sepan hacer posible que se apliquen las medidas de Salud Publicas pertinentes para hacerla frente. Desde el PAPPS seguiremos haciendo abogacía por la salud para combatir esta epidemia mundial. Queda abierto el debate.

Paco Camarelles


La dictadura de la agenda

Seguimos inmersos en una huelga indefinida en la AP de Madrid. Estamos siendo espectadores de cómo nuestros responsables políticos nos insultan, nos humillan e incluso “tiran” de audios de WhatsApp (ni que fuéramos el comisario Villarejo), con tal de no sentarse a escuchar lo que miles de médicos de AP les estamos pidiendo: inversión en AP y TEMPO para atender a los pacientes.

Como medida estrella para contentar a los politizados médicos de familia, nos ofrecen la “agenda limitada”, con máximo 34 pacientes según parece, para todo Madrid la misma y de fácil acceso sin filtro alguno. Sí, sí, todos los médicos de familia (más de 4000…o quizá ya menos) en esta Comunidad tan grande, que despachen pacientes de forma simétrica. Porque bien está reconocer que el trabajo diario debe tener un límite, pero ¿dónde queda la libertad a la hora de diseñar agendas de trabajo?, ¿cómo era aquello de la Autonomía de gestión en AP? sobre todo si tenemos en cuentas las enormes diferencias de las poblaciones a las que se atiende.

Y es que, en AP, como no saben (por falta de uso quizás) qué es realmente lo que hacemos, sólo son capaces de evaluar el trabajo diario contando pacientes citados en agendas. Lo cuantitativo es más importante que lo cualitativo para nuestros responsables. Si ves 20 eres sospechoso de vago, si ves 50, eres un gran médico con vocación. Da igual si resuelves los problemas de salud, si no, si el paciente citado no necesitaba ser valorado por un médico siquiera, si lo citas 30 veces en bucle sin fin, o si en una sola cita le resuelves 3 problemas, le haces ecografía y le infiltras un hombro. ¡Con la cantidad de trabajo “no agendable” que hacemos cada día!

Pero lo importante es contar citas, cual niños de primaria. Así, al paciente 35 sonará una alarma. Este usuario irá a otra agenda (no sabemos cuál) y el 69…pues a otra. Incluso podrían estar en varias agendas simultáneas, mucho más atendido así. Quién atienda realmente a esos pacientes “qui lo sa” (la privada, un robot, un administrativo, un médico extracomunitario o nosotros mismos alargando el horario).

 El tema de la locura de las agendas ya viene de un tiempo atrás (https://atensionprimaria.wordpress.com/2022/11/27/innovacion-en-atencion-primaria/) y, siguiendo este modo de gestión, veremos en breve la “agenda unificada de los servicios de urgencias”, con sus correspondientes “agendas de rebosamiento” y, a no mucho tardar; “las agendas standard de las diversas especialidades” donde, cuando ya no haya primaria, les obligarán a ver (que no atender) pacientes con una demora máxima de 48 horas. Y es que las agendas son sólo un dibujo en papel de la teórica asistencia a los pacientes y no cuesta dinero hacerlas, pero la verdadera atención se da con TIEMPO (el necesario, no el teórico), con PROFESIONALES suficientes y, para eso, hace falta PRESUPUESTO. Es sencillo de entender

Marisa Rogero. Medico de familia.

¿Cuándo llegará el “endgame” del consumo de tabaco a España? y 9th European Conference on Tobacco or Health 26-28 abril 2023

 

No hace mucho comentamos en el blog


A corto plazo: aumentar los espacios libres de humo del tabaco, regular los productos relacionados, aumentar la fiscalidad del tabaco y productos relacionados, el empaquetado genérico, acceso a tratamiento para dejar de fumar, regular los puntos de venta, vigilar la publicidad y promoción, campañas de sensibilización, educación y formación, un régimen sancionador del incumplimiento de la ley, y más transparencia y control de la interferencia de la industria tabacalera.

A medio plazo se pide, entre otras cosas, la restricción lo más exhaustiva posible de la adquisición de tabaco o nuevas formas de consumo a todas aquellas personas nacidas en 2007 y  en adelante a partir del momento en que adquieran la mayoría de edad (a partir de 2025), con la finalidad de paralizar el flujo de entrada a la población fumadora, y apostando por disuadir a las futuras generaciones del consumo de tabaco (Artículo 2.1

Por todo ello os esperamos en 9th European Conference on Tobacco or Health @ECToH que tendrá lugar en Madrid del 26 al 28 de abril de 2023. El Objetivo principal: crear una ‘Generación sin tabaco’ en Europa donde menos del 5% de la población consuma tabaco para 2040.

ATENCION: se ha abierto ya el periodo de enviar comunicaciones.

Paco Camarelles


El justificante

Estamos en medio de una huelga indefinida de médicos y pediatras de AP en Madrid. En esta ocasión con un seguimiento nunca visto y con un evidente y unánime sentimiento de no poder más por parte de los profesionales. Cada uno tendremos nuestra visión particular de lo que ha llevado al sistema a este abismo y de cuál es la forma de salir (realmente difícil), pero en algo somos unánimes: Necesitamos TIEMPO para trabajar adecuadamente. ¿Pero TIEMPO para hacer qué?

Porque limitar el número de pacientes que veamos al día es adecuado, claro que sí, pero no para dedicar ese PRECIADO TIEMPO a hacer tareas que no requieren de nuestra participación y para atender cualquier “demanda de salud” de la población.

Hablamos de 28 pacientes, de 30 de 34…y yo sólo pienso. ¿qué más dará el número si seguimos haciendo de servicio de control de asistencia al trabajo y de secretarias de alto standing?

Y es que, muy a nuestro pesar y en detrimento de lo verdaderamente importante, el sistema actual obliga a priorizar la atención del paciente joven y sano que falta uno o dos días al trabajo por un proceso banal, frente al paciente verdaderamente enfermo (falte o no al trabajo).  Las palabras mágicas para ser atendido sin demora en un centro de salud a día de hoy nada tienen que ver con los síntomas, el “código clave” es este: es que no he ido a trabajar y necesito la baja

Este código, no incluido en ninguno de los sistemas de triaje diseñados hasta la fecha, te abre la puerta de la cita aquí y ahora (incluso en contra de la voluntad del paciente), porque las empresas solicitan un papel que alguien pensó que debe hacer un médico de familia que, con su bola de cristal, determina si el paciente ha tenido una cefalea intensa de madrugada que le impidió trabajar, o si tenía diarrea (aunque no la tenga cuando le atiendas) y un largo etc. 

Dicen, además, que, a partir de enero, la IT (incapacidad laboral transitoria) también se hará en el hospital como indica la ley (https://www.semfyc.es/paulino-cubero-foro-atencion-primaria-omc/). Así que los servicios de urgencias (la nueva primaria https://atensionprimaria.wordpress.com/) añadirán este motivo de consulta a su triaje y les harán placa y analítica también…mucho mejor que en AP, dónde va a parar.

¿Tan difícil es entender que esto es un uso torticero del sistema? Miles de médicos certificando a diario y sin demora la “referida” patología leve de personas no enfermas que, sencillamente, se encontraron mal para acudir al trabajo un día puntual (o quizá dos). Hay otras alternativas, sólo es necesario mirar en los países que nos rodean (https://amf-semfyc.com/es/web/articulo/la-legislacion-sobre-incapacidad-temporal)

No podemos llenar las 30 citas (fácilmente accesibles en una app sin filtro alguno) de justificantes, certificados varios, dudas sobre cualquier cosa administrativa (se me ha roto la tarjeta sanitaria, no me llega la cita del especialista del hospital dígame que hago, me quiero cambiar de hospital que me atienda…), etc, o seguiremos teniendo TIEMPO insuficiente para lo verdaderamente importante.

Así que, debemos exigir mayor inversión en AP y TIEMPO, pero no gastemos el dinero en más médicos certificadistas y trabajemos por “ocupar” y utilizar el TIEMPO adecuadamente. Todo mi apoyo a la huelga (https://www.somamfyc.com/comunicaciones/noticias/comunicado-en-torno-a-la-huelga-de-medicos-de-atencion-primaria/)

Marisa Rogero. Médico de familia